America, Argentina
  • + Ultimos 2 Mensajes Emitidos

    CARTA ABIERTA AL PUEBLO ARGENTINO Y A TODOS Y TODAS LAS QUE HABITAN ESTE QUERIDO SUELO

     

     

    «”Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer; sediento, y te dimos de beber?
    ¿Cuándo te vimos forastero, y te alojamos; desnudo, y te vestimos?
    ¿Cuándo te vimos enfermo o preso, y fuimos a verte?”
    Y el Rey les responderá: “Les aseguro que cada vez que lo hicieron con
    el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo”». (Mateo 25, 37-40)

    Hace ocho meses saludamos el comienzo de un nuevo período gubernamental que consolida la vigencia de la democracia en nuestro país. En ese momento expresamos nuestra confianza de que el nuevo gobierno, fruto de la unidad de quienes quieren una patria fraterna, justa y solidaria, ayudaría a nuestro país a superar la profunda crisis en que nos dejó el que probablemente fue el peor gobierno de nuestra breve historia democrática.

    Los propósitos expresados por quienes recibieron del pueblo el mandato de gobernar el país en este cuatrienio dieron fundamento a esa esperanza: la atención urgente del hambre que padece gran parte de la población, el cuidado de la tierra y los recursos naturales, la superación del endeudamiento masivo e irresponsable obrado por el gobierno anterior, la necesidad de integración a la Patria Grande, el saneamiento de la justicia viciada por los intereses políticos y económicos, la transparencia del gasto público, el fortalecimiento del federalismo… Escuchamos a un presidente expresar estos propósitos. Confiamos en su sinceridad, en que no se trata de otro engaño: es lo que Dios y nuestra Patria le demandan.

    Sabemos de las enormes dificultades y los obstáculos que el cumplimiento de esos propósitos encontraría en «tiempos normales». Las fuerzas de quienes tienen intereses mezquinos siguen vigentes y son muchos los que no adhieren a este sueño colectivo de felicidad sin exclusiones. Pero fue entonces que, para multiplicar las dificultades, nos sorprendió esta pandemia que asola el mundo. Y nos encontramos con un presidente y un gobierno que privilegia la vida y pone todo su esfuerzo en cuidarla, como nos enseña Jesús. Hemos podido comprobarlo en el encuentro que tuvimos algunos de nosotros con el Presidente y los diputados Kirchner y Valdez, en el que tuvimos oportunidad de presentarles nuestras inquietudes, sobre todo en lo que hace a la situación del conurbano bonaerense.

    Por eso saludamos las medidas implementadas para paliar las inmensas dificultades que padece la población más vulnerable de nuestro país: el fortalecimiento acelerado de una salud pública que había sido descuidada y despreciada, el apoyo a las familias más empobrecidas, la ayuda a las pequeñas y medianas empresas y otra cantidad de medidas que, aunque sabemos que siempre terminan siendo insuficientes, han servido para evitar un desastre mayor.

    Y, en el medio de las exigencias de la pandemia, se han llevado adelante con éxito las negociaciones para lograr un acuerdo con los acreedores privados internacionales, que permitirá un ahorro que podrá aplicarse en los próximos años a la recuperación económica y social de nuestra patria.

    Todo esto enfrentando a una feroz e inmoral oposición de los poderes mediáticos, económicos y políticos que parecen decididos a no dejar gobernar, en el mejor de los casos, o hacer caer un gobierno que todavía no ha cumplido un año. Poderes que no pierden ocasión para generar descontento: difundir mentiras o medias verdades, llamar irresponsablemente a concentraciones que se han constituido en fuente de innumerables contagios, mientras permanecen ellos cuidados en sus hogares o vacacionando en el extranjero.

    Como curas que hemos optado por estar junto a nuestro pueblo, experimentamos día a día las enormes dificultades que siguen teniendo los más pobres no sólo para llegar a fin de mes, sino, sobre todo, para poder poner cada día un plato en la mesa. Pero somos también testigos de la creatividad con la que se tejen iniciativas solidarias para compartir la mesa de la vida. Llevamos meses sin poder compartir con normalidad la mesa de la Eucaristía. La Eucaristía no es un derecho: es el don de la Vida entregada por Jesucristo. Por eso estamos convencidos de que Jesús está igualmente presente en los lazos de comunión que esa solidaridad está tejiendo. Porque queremos dejar atrás un país para pocos, soñamos con una Patria para todos y todas donde los pobres sean los primeros en sentarse a la mesa y puedan celebrar el pan del trabajo y el vino de una vida plena.

    Seguiremos siendo hermanos para acompañar toda iniciativa a favor de nuestro pueblo. Cuenten con nosotros para ello. Pero también queremos ser hermanos para expresar nuestra preocupación cuando sintamos que se traicionan los principios y los ideales que declaró el Presidente cuando asumió su mando. No dejemos de soñar juntos por una Patria donde reinen el amor y la igualdad. Busquemos en los clamores de nuestro Pueblo la voz del Dios de la Vida.

    Parafraseando aquella voz que resonó en la Plaza de Mayo el pasado 10 de diciembre: “Confiemos en el pueblo. El pueblo no traiciona, sólo pide que lo defiendan y lo representen”

    Renovamos nuestro compromiso junto al pueblo y a los pobres. Nos ilumina el ejemplo de tantos que entregaron su vida al servicio de la liberación de los pobres en nuestro país y nuestro continente y en cuya protección confiamos; especialmente tenemos presentes a los mártires riojanos, los beatos Enrique Angelelli, Wenceslao Pedernera, Carlos de Dios Murias y Gabriel Longueville, a San Oscar Romero, a monseñor Pedro Casaldáliga, fallecido este último sábado, y a Orlando Yorio (con quien tanto hemos compartido).

    Grupo de Curas en la Opción por los Pobres
    10 de agosto de 2020

    www.curasopp.com.ar
    https://www.facebook.com/GrupodeCuraseOPP
    Twitter @GrupoCurasOPP

     

     
    (24)

    EXTREMA INMORALIDAD

    Comunicado del Grupo de Curas en la Opción por los Pobres

     

    En la segunda carta a los Tesalonicenses, San Pablo advierte que “el misterio de la iniquidad ya está actuando” (2 Tes 2,7). Desde entonces la Iglesia ha entendido que la denuncia del “misterio de la iniquidad” está comprendida necesariamente en su predicación, como lo expresó San Pablo VI en la Evangelii Nuntiandi (N° 28). Desde esta obligación evangélica nos vemos compelidos a llamar la atención sobre acontecimientos de público conocimiento de estos últimos días.

    Desde hace ya varios meses la sociedad de nuestra patria viene soportando pacientemente los embates irresponsables y disolventes surgidos desde sectores importantes de la oposición al gobierno nacional. Autoerigidos defensores de la democracia y la institucionalidad vienen pervirtiendo el legítimo derecho a la oposición y al disenso atacando sistemáticamente las bases de la misma institucionalidad y la democracia. Políticos por cuenta individual y direcciones partidarias, con la complicidad de buena parte de los medios de comunicación, se han propuesto minar la autoridad política y moral de aquellos sobre quien recae la responsabilidad de gobernar y guiar al país en estos momentos de enormes dificultades sanitarias, económicas y sociales.

    Hemos tenido que asistir (y soportar) impávidos a peligrosas argumentaciones anticuarentena, llamamientos a concentraciones que ponen en riesgo la salud de los asistentes (llevando probablemente al contagio y la muerte a un participante y activo convocante de esas protestas), invitaciones a armarse, amenazas de separatismos provinciales y otra larga colección de etcéteras: todo fundándose en la tergiversación de la verdad y mentiras lisas y llanas. Pero el despreciable comunicado de la dirección de Juntos por el Cambio con ocasión del asesinato de Fabián Gutiérrez ha llevado la paciencia ética de la sociedad al límite de lo tolerable. La supuesta “extrema gravedad institucional” que adjudican al desgraciado acontecimiento vuelve a revelar la “extrema inmoralidad”, la catadura ética de personajes que bien conocemos., la barbarie de quienes dicen representar la civilización. Parece no importarles hundir a la misma patria, con tal de que fracase el actual gobierno.

    Cuando la inmoralidad se enseñorea de la política, se disuelven las bases de la convivencia y la cohesión social. Estamos convencidos de que es precisamente esa disolución lo que estos “dirigentes”, verdaderos agentes del mal, se han propuesto como finalidad: imposibilitar el diálogo y la búsqueda de los consensos necesarios para atravesar la crisis que atraviesa nuestra patria y de la que en buena medida han sido responsables.

    Como cristianos y sacerdotes nos obliga el Evangelio; como ciudadanos (y a todos los ciudadanos) nos obligan la Verdad y la Justicia, la Paz y la Solidaridad: no podemos sino expresar nuestro repudio y desprecio de este modo de obrar. Hacemos un llamamiento a la sociedad entera, independientemente de sus simpatías políticas, a demostrar que no estamos dispuestos a dejarnos dirigir por el odio y la mentira.

    Secretariado del Grupo de Curas en la Opción por los Pobres
    6 de julio de 2020

    www.curasopp.com.ar
    https://www.facebook.com/GrupodeCuraseOPP
    Twitter @GrupoCurasOPP



    (155)

     

Categoría padre: ROOT Categoría: Cartas y Firmas

No es “la Iglesia” ...

 

            Una de las cosas que llaman la atención en los periódicos de los últimos tiempos, es que hay un grupo muy importante de personas, periodistas, medios y lobbistas que parecen muy preocupados, y han ingresado en una suerte de campaña en diferentes sentidos. Dentro de estas palabras, supuestas informaciones, y aparentes operativos, hay una referida a “la Iglesia”  sobre la que queremos hacer llegar nuestra opinión:

 

            Las actitudes del Gobierno frente a las Fuerzas Armadas y los crímenes del terrorismo de Estado, las mal llamadas “leyes del perdón” (u ‘obediencia debida’ y ‘punto final’), la posibilidad de que tales leyes sean derogadas por inconstitucionales, y el pedido de gobiernos o la justicia extranjera de extradición de criminales de guerra y supuestos culpables de delitos de lesa humanidad, ha suscitado diversas notas periodísticas con sensación de lobby y campaña. “La Iglesia está en contra...” se ha escuchado o leído con frecuencia en estos días, pero nunca se han conocido más de dos nombres que no parecen ser voceros de “la Iglesia” en estos temas: el Arzobispo de La Plata, Héctor Aguer, y el obispo castrense, monseñor Antonio Baseotto.

            Creemos difícil que una iglesia que oficialmente pidió perdón por sus silencios pueda hoy aplaudir los silencios que continúan. Seguramente las notas de Sergio Rubin en Clarín, responden un poco a su imaginación y otro poco a su estilo “periodístico”, pero no deja de ser llamativa su insistencia en este tema en las últimas semanas, y sus persistentes comentarios sobre “luces amarillas en la Iglesia por cosas de este gobierno”. Llamativo hasta el punto de invitarnos a pensar si no está respondiendo a alguna sugerencia. La Iglesia Católica, que ha dicho con insistencia que para que se alcance la reconciliación son necesarios tres pasos fundamentales: arrepentimiento, confesión de los pecados, propósito de reparar (así el Catecismo de la Iglesia Católica 1419), no parece que pueda pensar que se ha alcanzado algún tipo de reconciliación nacional sin pedido de perdón, sin confesión de pecados y sin ninguna reparación de los mismos.

 

            Ante estos elementos, los abajo firmantes solicitamos a todos los miembros de la  Iglesia, y especialmente a quienes tienen responsabilidades y ministerio jerárquico que hagan pública su opinión dejando claro a todos que no es “la Iglesia” la que alienta la impunidad y la vigencia de delitos que persisten en el tiempo, sino algunos miembros que no responden al pensamiento del cuerpo eclesial ni de toda la Iglesia de Jesucristo, ni de toda la Iglesia Católica romana. Que seguimos esperando verdad y justicia como paso necesario para la verdadera reconciliación (Episcopado Argentino, Iglesia y Comunidad Nacional 34). Verdad y justicia que hasta hoy nos ha sido negada y que esperamos sean realidad, en nuestro país o el extranjero.

 

Firmantes (por orden alfabético)

                                    

Graciela Abril, San Isidro (docente de Ciencias Religiosas)

Guillermo Acedo, Lomas de Zamora 

R. P. Marcos Alemán sj, Mendoza

Rodrigo Matías Alemán, La Plata (docente, grupo Anauim)

Bernat Alemany Ramis, Mallorca, España

Pbro. Nicolás Alessio, Córdoba

Maria A. Amat Buenos Aires, (Asoc. Jaime de Nevares)

Cecilia Amelotti, Buenos Aires, (estudiante, UBA)

Florencia Amelotti, Buenos Aires, (estudiante, UBA)

Luciana Amelotti, Buenos Aires, (periodista, estudiante, UBA)

María Adela Antokoletz, Buenos Aires (docente, colaboradora de Madres de Plaza de Mayo LF, miembro de Hermanos de desaparecidos).

Norma Argerich, Buenos Aires (laica msscc)

Pilar Arias Iglesias, San Nicolás

Carola Arrúe, San Justo (Laica de Familia Dominicana)

Laura Liliana Artola. Mar del Plata

Pablo Arze, Buenos Aires

Martín Alejandro Asís

Patricia Astelarra, Buenos Aires

Luis Alejandro Auat, Santiago del Estero (filósofo, docente)

José Luis Avendaño, San Isidro

Viviana Avendaño, San Isidro (docente)

R. P.  Juan Aversa sdb, Quilmes

Juan Antonio Aversa, Quilmes (periodista)

Hna. Liliana Josefina Badaloni Dominica del Santísimo Nombre de Jesús, Tucumán

Cristina Badino, San Isidro

Pbro. Carlos Baigorri, La Rioja

Maria Belén Balestra, Buenos Aires

R. P.  Jorge Baletti ofm, San Juan

Adelaide Baracco, El Masnou- Barcelona, Catalunya, España

R. P.  Carlos Barbero sdb, Gregorio de Laferrere

María Laura Barral, Buenos Aires

María Adela Barraza, Córdoba

María S. Barrera-Vidal, Iglesia Discípulos de Cristo.

Pbro. Fernando Barrufet, Neuquén

Ana Basualdo, San Carlos de Bariloche (Surcos Patagónicos)

Mónica Bay, Buenos Aires

Geraldine Anabel Belardinelli. Buenos Aires (catequista)

Viviana de Bellucio, Buenos Aires

Pbro. Silverio Benítez, Merlo-Moreno

María Alejandra Bianco, Quilmes

Nancy Bianco, Buenos Aires (psicopedagoga)

Gladys Biancosino. Buenos Aires

Mariano Bindi, Buenos Aires (docente)

Pbro. Ignacio Javier Blanco, Quilmes

Pastor Arturo Blatezky, Iglesia Evangélica del Río de la Plata/Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos

Nestor Borri, Buenos Aires

Hna, Nélida Bosch rsj, San Justo.

Olga Bottero, Buenos Aires (laica msscc)

Rodolfo Brardinelli, Quilmes (docente UNQ)

Pbro. Javier Buere, Quilmes

Berdardo J. Busso, Neuquén

Eduardo Busso, La Plata

R. P.  Pablo J. Bustos sdb, Santa Rosa

Silvina P. Cabezas Ríos, Ouviña (España, docente y catequista)

Fátima Cabrera de Rice (Equipo Internacional  de la Fraternidad Secular "Hno. Carlos de Foucauld")

Mario Cafiero, La Plata (diputado nacional)

Alfredo S. Calvo, Buenos Aires

Oscar Campana, Buenos Aires (teólogo, docente)

Francisco J. del Campo. Buenos Aires

Nelly Cancelleri, Nueve de Julio

Carmen N. Candelario, Buenos Aires (docente).

Claudia Candelmi, Neuquén (docente)

Hna. Diana Canepa odn, Buenos Aires.

Cecilia Canevari, Santiago del Estero

Magdalena Canevari, Morón

Antonia Canizo, Lomas de Zamora

Pbro. Rubén Capitanio, Neuquén

Hna. Angela Caputo rsj Resistencia

Hna Leonor Carabelli  hnse  Quilmes

Adrián Carbonell, Buenos Aires (catequista)

Daniel Carceglia, Quilmes

Carolina L. Cárdenas, Neuquén

Leticia Cárdenas, Buenos Aires (laica msscc)

Miguel A. Cárdenas, Neuquén

Diac. Ricardo L. Carrizo, Quilmes

Maria Laura Carunchio, Buenos Aires (laica msscc)

Pbro. Lucio Carvalho Rodrigues, Quilmes

Gabriela Castori, Quilmes

Carlos Castro, San Justo

Hna. María Teresa Castro odn., Buenos Aires

Edgardo Chabrillon, Concordia

Ana Chávez, Buenos Aires

José Chiclana, Neuquén

María Josefina Chino, Buenos Aires (docente)

María Laura Chino, La Plata

Nicolás Ciano, Chubut (laico, Comunidad Ntra. Sra. de Lujan - Trelew)

Pbro. Marcelo Ciaramella, Quilmes

Juana M. Colombi, San Nicolás, (médica)

Anahí Colombo, San Isidro

Mariano Colombo, Merlo Moreno (catequista)

Marina Colombo, San Isidro

R. P. Alfredo Constable sj, Córdoba

Carlos Corral, Mercedes-Luján

Graciela Córsico

Katherine Cortes Guerrieri, Buenos Aires (periodista)

María Elena Coseano Angelelli, Córdoba

Martín De Biase, Buenos Aires

Pbro. Alberto Dagorret, Concordia

Pbro. Juan Ángel Dieuzeide, San Carlos de Bariloche

Hna. Elsa Domínguez rsj, San Justo.

Pbro. Luis Domínguez, Morón

Hna. Silvia Domínguez, Hermana de la Compasión, Quilmes

Pbro. José María D´Orfeo, Neuquén

Hna. Cecilia Duarte cp, Buenos Aires (equipo de Liderazgo Provincial)

Mónica Echeverri, Lomas de Zamora (docente Universitaria).

R. P.  Daniel E. Echeverría msscc, San Justo (delegado de Argentina)

R. P.  Arnoldo Ederle svd, Jujuy

Nora Enecoiz, Buenos Aires

Carlos Eroles, Buenos Aires (docente UBA)

Pbro. Pablo Escariz, Merlo-Moreno

Juan María Escobar, Chubut (laico, Comunidad Ntra. Sra. de Guadalupe - Trelew)

Hna. Nelda Etchenique cdm, San Isidro

Nélida Etcheverry, Quilmes (dirigente sindical)

Nelly  Evrard, Alto Valle de Rio Negro (Pastoral Social)

Pbro. Claudio Faivre Duboz, Alto Valle de Río Negro (Delegado Pastoral Social)

Alcira Fares, Buenos Aires (laica msscc)

Beatriz Fernández, Buenos Aires (docente, catequista)

Gonzalo Fernández, Merlo Moreno (catequista)

Pbro. Justino Fernández, Mar del Plata

Mario Juan Fernández, Paraná (docente de Filosofía)

Sandra Ferrero, Neuquén (trabajadora social)

R. P. Franco Festa scj, Córdoba       

Pbro. Hugo Finola, Quilmes

Gerardo Fracaro, San Rafael

Raúl Franco, Rosario

Carlos Freije, Lomas de Zamora

Hno. Juan Ignacio Fuentes hhmm, Merlo-Moreno

Juan José Gajewski, Buenos Aires

Ricardo M. García, Bahía Blanca (Caritas)

Viviana A. García, Buenos Aires (fonoaudióloga)

Pablo Herrero Garisto, Avellaneda-Lanús (Cristian@s de Base)

Marìa Cristina van Gelderen, San Isidro (catequista)

Hna. Aterina Gelmi Doroteas de Cemmo, Quilmes

Ricardo Gerardi, Buenos Aires

Dora Giannoni, Buenos Aires

Lidia Giannoni, Buenos Aires

Graciela Adriana Giavon, Rosario (catequista)

Leonor Girardi, San Justo.

Rufina Gómez, Buenos Aires (laica msscc)

Juana Celia Gómez Pescié de Pilatti, Reconquista

Edgardo González, Buenos Aires (catequista)

Elena González Baldó, Caracas, Venezuela

Hna. Gianpaola Gorno, Doroteas de Cemmo, Quilmes

Hna. Giuliana Gorno, Doroteas de Cemmo, Quilmes

Pbro. Martín Gottle, Neuquén

R. P. Lorenzo Goyeneche svd, Buenos Aires (Director Editorial Guadalupe)

José Manuel Groesman, Nueve de Julio (laico marianista)

Octavio Groppa, Buenos Aires

Roberto Grumelli, Buenos Aires (laico msscc)

Nora Gutiérrez, Buenos Aires. (laica msscc)

P. Obispo Miguel Esteban Hesayne  Obispo emérito de Viedma

Pbro. Miguel Hrymacz, Quilmes

R. P.  Bernardo Hughes, cp, Buenos Aires

R. P. Jorge O. Ibar palotino, Buenos Aires

Ernesto Iglesias, Madrid, España

René Illanes, Buenos Aires (empresario)

Pbro. Hernán Ingelmo, Neuquén

Hna. Elena Iribarren, Carmelita de la Caridad - Venezuela

Maria Cecilia Jaurrieta de La Porta,  Buenos Aires (OFM Seglar)

Marta Kaupert, Neuquén

Jorge Antonio Marcelo Kelly, Viedma (Vicaría de la Fraternidad)

Neli Koetschruiter, Hoogeveen, Holanda

R. P. Enrique Lafforgue msscc, San Justo.

Graciela Lahitte, Buenos Aires

Pbro. Sergio Lamberti, Santiago del Estero

Alicia Celia Lantaño, Viedma (Cáritas)

Alba Lanzillotto, Buenos Aires, (Secretaria de Abuelas de Plaza de Mayo)

Pbro. Mariano R. Ledesma, Santiago del Estero

Juan Leiva, Mendoza (catequista)

R. P.  Eduardo Leuzzi fm, Merlo-Moreno

Ana María Lódola, Buenos Aires (Psicóloga - Obra de San José)

Jorge Alberto Luis Lolago, Concordia (odontólogo)

Liliana López Foresi, Buenos Aires (periodista)

Pbro. Jorge Maidana, San Isidro

Fortunato Mallimaci, Buenos Aires (Sociólogo, UBA/CONICET)

Mirta Mansilla, Quilmes

Hna. María Manterota, Carmelita de la Caridad – Venezuela

María Guadalupe Maradei (laica Dominica de la Anunciata), San Justo 

Pbro. Jorge Marenco, San Isidro

Pbro. Marcelo Julián Margni, Quilmes

Guilermina Marino, Quilmes

Osvaldo Marino, Quilmes

Pbro. Carlos A. Martín, Neuquén

Cris Martínez, Rosario (grupo comunitario Familia Kolping "Juntos Podemos")

Raúl E. Martínez, Buenos Aires

Hugo Eduardo Masramón, Rosario (abogado)

Olivier Lotele Mboba msscc, Buenos Aires

Petero Nolasko Mbyaliyehe msscc, Butare Rwanda

Marta R. Medina, Concordia

María Laura Méndez, Rosario

Luis A. Mercurio, Neuquén.

Ramón A. Messina, Concordia

Pbro. David Meza, Quilmes

Vicenç Miró. msscc, Buenos Aires

Juan José Monasterio, San Isidro (contador)

R. P. Fernando Montes sdb, Neuquén

Pbro. Daniel Moreno, Quilmes

Blanca Noemí Moro (laica msscc), Buenos Aires

Hna. Hilda Moschen rsj, San Justo.

María del Carmen Mosteiro, Buenos Aires 

Pbro. Hugo Mujica, Buenos Aires

Miguel Ángel Muñoz, Buenos Aires

Pbro. Roberto Murall, Santiago del Estero

R. P.  Francisco Murray, cp, Buenos Aires

R. P. Roberto Musante sdb, Gregorio de Laferrere

Hno. Federico Nantes sm, Buenos Aires

Gustavo Manuel Naser, Córdoba

Laura Constanza Naval, Buenos Aires (catequista)

Hno. Manolo Navarro sm, Buenos Aires

Pedro Navarro Floria, Neuquén (CONICET / Universidad Nacional del Comahue)

Pastor Gerardo Oberman, Mar del Plata (Vice-presidente Iglesias Reformadas en Argentina)

Pbro. Luis María Ocampo Mar del Plata

R. P. Enrique Oggier svd, Buenos Aires (Provincial)

Pbro. Juan José Olivera, Merlo-Moreno

Marcelo Eduardo Ouviña, San Isidro (movimiento de Jornadas de Vida Cristiana)

Florencia Oyharzabal, Buenos Aires

Pbro. Magin Páez, Neuquén

Adela Passarello, Paraná (jubilada)

Hna. Martha Pelloni cmt, Buenos Aires

Lucía Perata, Mendoza

José Luis Pereira, Neuquén

Carlos D. Pérez, Buenos Aires – Montevideo, Uruguay (Coordinador Gral. de REDH - Red Solidaria por los Derechos Humanos)

R. P.  Marcelo Pérez, cp, Buenos Aires

Pbro. José Piguillem, Merlo-Moreno

Pablo Pimentel, La Matanza (APDH)

Raúl Emilio Pimienta, Buenos Aires (postulante SSP)

Teté Piñero, Buenos Aires

Sergio Oscar Policilla, San Nicolás

Fernando Angel Portillo, Buenos Aires (Fraternidad Laica del Hno. Carlos de Foucauld - abogado)

R. P.  Germán Pravia fm, Quilmes

R. P. Antonio Puigjané ofmCap, Buenos Aires

Walter Quiroga, Vannes, Morbihan-Francia (docente)

Diácono Carlos Ramírez, Rosario

R. P.  Aldo Ranieri sdb, Buenos Aires (docente)

Pbro. Vicente Reale, Mendoza

Luis Rey, Buenos Aires

Patricio Rice (Equipo Internacional  de la Fraternidad Secular "Hno. Carlos de Foucauld")

Luisa Fernanda Ripa Alsina, Quilmes (filósofa, docente)

Graciela Rodrigo, Buenos Aires

Edgardo Norberto Rodríguez, Quilmes (economista)

R. P.  Francisco Rodríguez msscc..Buenos Aires

R. P. Enrique Romani sdb, Buenos Aires

Alejandro Romero, Buenos Aires (grupo Tres Democracias, profesor UBA)

R. P. Juan José Romero Palotino, Córdoba

Mónica Rubalcaba, Quilmes (Centro de Derechos Humanos "Emilio Mignone", UNQ)

Pbro. Julio Sabagh, Santiago del Estero

Alfredo Salibián, Iglesia Bautista.

Hna. Mirta Sánchez, Oblatas del Santísimo Redentor, San Justo

Ana Sandoval, Alto Valle

Hno. Gonzalo Santa Coloma, Buenos Aires (Provincial de los hhmm, Río de la Plata)

Hna. Norma Santa Cruz rsj, San Justo.

Any Santinelli, Quilmes (Movimiento Encuentros Matrimoniales)

Jorge Santinelli, Quilmes (Movimiento Encuentros Matrimoniales)

Lylian Santochi, Buenos Aires (Vecinos de San Cristóbal contra la Impunidad)

R. P.  Carlos Saracini cp , Buenos Aires

Pbro. Marcelo Sarrailh, Córdoba

Mónica Scagliotti, Buenos Aires (socióloga)

María Angélica Schepens, La Plata

Pbro. Adolfo Segovia, Rosario

Héctor F. Seoane, Buenos Aires (Foro Argentino de la Deuda Externa)

Pbro. Eduardo de la Serna, Quilmes

R. P. Ramiro de la Serna ofm, Río Cuarto (provincial)

Raúl Shanberguer, Buenos Aires (laico msscc)

Mabel Antonia Siblen de Lolago, Concordia (docente)

Alicia Susana Sieiro, Buenos Aires (laica msscc)

María de Luján Sieiro, Buenos Aires (laica msscc)

Patricia Sierra, Neuquén (docente)

Andrea Fabiana Silva, San Isidro

Ezequiel Silva, Buenos Aires

R. P.  Jesús Ramón Silva, Hermanitos del Evangelio, Caracas, Venezuela

Héctor Simona, Buenos Aires

R. P.  Damiá Socías. mscc. Valencia (España)

R. P.  Federico José Soneira, cp, Buenos Aires

Pablo Sosa, La Plata (filósofo, docente)

Lucas Spigariol, Buenos Aires

Daniel Sticotti, Morón

Nicolás Sticotti, Morón

Evangelina Noemí Suárez, Iglesia Evangélica Metodista Argentina

Pbro. Rodolfo Taboada, San Isidro

Claudio Taladríz, La Plata

Mercedes Taladriz, La Plata

Pbro. Carlos Tazzioli, Concordia

R. P. Angel Tettamanzzi sdb, Formosa

Jorge Torreiro, Buenos Aires

Olga Torreiro, Buenos Aires

Mónica Tranmar, Buenos Aires (Redacción de la Revista Misiones Consolata)

Marta Inés Uribe, Neuquén

Viviana Vaca, Neuquén

R. P. Marcelo Valsecchi sdb, Rosario

Pbro Marcos Gabriel Vanzini, Merlo-Moreno

R. P. Rodolfo Viano ofm, Orán

Hna. Teresa Isabel Vicentín rsj, Lomas de Zamora

Eduardo Valli, Azul (docente / dirigente gremial)

Pbro. Miguel Velo, Buenos Aires

Jorge Cesar Villanueva, Neuquén (agrimensor)

Joni Virgine

Rosa Vizgarra, Buenos Aires

Gabriela Volcomirsky, San Isidro (Psicóloga/Operadora de Calle)

María Isabel Zamora, Buenos Aires

Ezequiel Zapiola, San Isidro

María Antonia Zapiola, San Isidro

Graciela Zolezzi, San Isidro

Luis Zorzin, Morón (docente universitario)

Hna. María Jesús Zudaire fmm, Córdoba

Comunidad de Hermanas Franciscanas Misioneras de María, Quilmes

Comunidad de Hermanas de Ntra. Sra. de la Esperanza, Quilmes (8 religiosas)

Comunidad de Hermanas Pasionistas, Buenos Aires

Comunidades Eclesiales de Base, Parroquia Santa Cruz, Buenos Aires

Comunidades Eclesiales de Base, Parroquia Medalla Milagrosa, Quilmes

Comunidades de la Fraternidad Misionera, Quilmes y Merlo-Moreno

Equipo de Derechos Humanos, Parroquia Santa Cruz, Buenos Aires

Fundación José María Llorens S.J.

Grupo Don Jaime De Nevares, Chubut

Grupo Obispo Angelelli, Rosario

Obra Kolping de Argentina

Secretaría Diocesana para los Derechos Humanos, Santiago del Estero

Visitas: 5078

Lecturas sugeridas

LA CALUMNIA COMO MODO DE OBRAR

LA CALUMNIA COMO MODO DE OBRAR…

LA CALUMNIA COMO MODO DE OBRAR Como grupo de curas opp hemos repudiado los casos de pederastia, pa…

Carta al nuevo Papa…

Carta al nuevo PapaPor José Ignacio González Faus*Querido hermano en el Señor Jesús: Al entrar e…

Texto enviado a la Conferencia Episcopal Argentina, y a la V reunión del CELAM…

El presente texto, originalmente enviado a la Conferencia Episcopal Argentina, fue enviado con

LA COMUNIÓN ECLESIAL…

LA COMUNIÓN ECLESIAL A LA LUZ DEL PROYECTO DEL PADRE   Teófilo Cabestrero cmf J

Nos Visitaron:   Amigos

Tenemos 228 visitantes y ningun miembro en Línea